Dejamos Nazaré y nos dirijimos a Lisboa, pasando por el Cabo da Roca, el punto más al Oeste de Europa: es agradable, al menos de vez en cuando, navegar hacia el Este. En cuanto sale es sol oímos los gemidos de nuestra impresora 3D. Hay mucho que hacer en Lisboa, ¡trataremos de no desperdiciar ni un segundo!

3D printing at sea
Nos proponemos un reto: reparar el generador hidráulico antes de llegar al río Tajo. Lo conseguimos, pero uno de nosotros pisa una de las hélices… así que tenemos que imprimir otra.

Una vez en Lisboa nuestros temas de conversación no son oír fados ni coger el tranvía 28: ¿donde están las tiendas de vela y negocios de reparación? Como se dice  «tornillo» o «polea» en portugués? Nos las arreglamos para encontrar las piezas que buscábamos, pero después de 48 horas todavía no habíamos visto nada de Lisboa. Afortunadamente nos visita la madre de Adrien, lo cual nos sirve como pretexto para visitar algunos museos.

Uno de nuestros objetivos en Lisboa es conocer algunos lugares de impresión de piezas en 3D. Nos recomiendan visitar el fablab EDP, que trabaja para empresas y particulares. Llevan a cabo pryectos muy interesantes, aunando circuitos electrónicos hechos en casa y piezas en 3D con distintos acabados. ¡Estamos alucinados de ver como trabajan en equipo siendo solo tres personas! Esta grata bienvenida en Lisboa nos hace olvidar los buses y turistas que pasan constantemente por el paseo marítimo haciéndose selfies.

El equipo del fablab EDP viene a visitar el barco…¡ y nos traen una hélice para el generador hidráulico y una pieza de pala eólica, todo impreso en 3D!

También visitamos  Leds&Chips Creative studio, que han creado tres piezas para otra pala eólica. Han construído una impresora 3D impresionante con forma de cubo que crea piezas, ¡de hasta un metro cúbico!  Podrían imprimir las palas en una sola pieza. Muy humildemente la han llamado « YARR » (Yet Another Rep-Rap: rep-raps son impresoras en 3D). Su estudio está lleno de numerosas piezas impresas en 3D en escalas muy inusuales: un pecho de mujer, una herramienta y un modelo quimera.

Cuando nos vivistan el el barco, nos traen las últimas piezas del generador eólico.

Ahora solo toca unir las piezas del puzle lo antes posible para evitar pagar otra noche más en el naútico.

Blanco y negro hacen una buena combinación. Estábamos acostumbrados a la versión multicolor, pero esta tiene una apariencia más profesional, ¡pero tenemos que cuidarla!

Hemos encontrado un montón de makers de lo más entusiasta en Lisboa, queremos darles las gracias a todos por toda su ayuda!  A Zbis (http://zbis.fr/) que nos han impreso las partes superioes de las palas antes de salir en Francia, el fablab EDP (http://www.fablabedp.edp.pt/en), Leds&Chips (http://ledsandchips.com/) y Gino del hackerspace de A Coruña (http://bricolabs.cc/) Pero después de una semana metidos entre el tráfico, trenes y bocinazos estamos contentos de marcharnos. Inès ha vuelto a Francia y ahora nos dirigimos a Faro, donde nos esperan otros dos miembros de la tripulación. La costa del Algarve y un buen vendaval nos esperan!